0 comment
10 min read
Ene 19, 2022

En la carrera por llamar la atención, muchísimas páginas web y perfiles sociales usan indiscriminadamente titulares exagerados y sensacionalistas. De hecho, es muy probable que tú mismo hayas entrado en uno de estos títulos por la curiosidad. A esta técnica se le conoce como clickbait.

Para ayudarte a conocer en detalle esta práctica de dudosa ética, hemos preparado este post. Conocerás cuál es el propósito de esta estrategia, sus ventajas y desventajas y cómo puedes aprovecharla de forma positiva para tus publicaciones, porque si sabes usarlo no tiene por qué ser malo. 

¿Qué es el clickbait?

Lo primero que debemos saber es qué significa clickbait.

Esta palabra viene del inglés y significa “cebo de clics” (o ciberanzuelo) y se trata de una técnica persuasiva en la que se usan titulares sensacionalistas para atraer la atención de los usuarios y que estos hagan clic en el enlace, aunque casi nunca el título se relaciona con el contenido real que hay en la página o video.

Esta práctica tiene muchísimos años en uso, si bien no se le dio nombre hasta inicios de la década pasada.

Uno de los sitios web más representativos del clickbait es BuzzFeed, quien lo usa en todo su contenido y aunque los visitantes ya saben que usa los titulares sensacionalistas, sigue registrando miles de clics.

Los ciberanzuelos apelan a la curiosidad que todos sentimos por asuntos que nos interesan y que son presentados de forma extraña y ambigua. Seguramente tú has visto y hecho clic en algún título del tipo: “Así es X famoso 20 años después. Nunca hubieras imaginado que acabaría así”. 

Este es solo un ejemplo ficticio de lo que uno puede encontrarse en cualquier medio digital, pero sin duda que muchísimas personas harían clic en él, pues si algo caracteriza a los humanos es nuestra curiosidad innata.

¿Por qué se utiliza el clickbait? 

El claro objetivo del clickbaiting es atraer más tráfico para una web y que la marca se haga más visible. Pero como muchas veces la estrategia consiste en ofrecer una información y dar otra, la mayoría de esas visitas abandonarán el sitio apenas ven que no se trata del tema por el que entraron. 

Por lo tanto, las visitas se convierten en un alto porcentaje de rebote y Google verá que la página no conserva a los visitantes, lo que significa que no es un resultado de calidad que atienda a las necesidades de los usuarios. Esto hace que la web pierda posicionamiento y termine en lugares poco visibles. 

Por otro lado, algunas empresas usan títulos atrayentes y cuando el usuario hace clic encuentra muy poca información al respecto, pero que se acompaña de información sobre otro tema que a la empresa le interesa hacer visible. 

En teoría no están engañando al usuario, porque no se le está ofreciendo una buena calidad de información. Esto también se considera clickbait, aunque sea un poco más leve.

¿Dónde se usa el clickbait? 

Actualmente, el «cebo de clics» se encuentra en todo tipo plataformas digitales, siendo las redes sociales en las que más se usa.

YouTube es la cuna de los titulares sensacionalistas, y es que los youtubers ya han desarrollado una habilidad extraordinaria de generar títulos impresionantes que acompañan con imágenes también llamativas que ofrecen algún vestigio de respuesta sobre el tema, pero nada conciso. 

Facebook es otra red social donde hay mucho cebo de clics, especialmente en los grupos y páginas. Aunque algunos postean breves textos usando el clickbaiting, se le puede encontrar más que todo en la entrada de videos o Facebook Watch, donde los videos que mejor posicionan son los que usan un buena “carnada”.

Sin embargo, no se pueden descartar el resto de las redes sociales, pues siempre habrá quien quiera competir por los primeros puestos usando cebo de clics. Asimismo, hay portales web que lo usan, especialmente los blogs y páginas de noticias o actualidades

Ventajas y desventajas del clickbait

Claro que los clickbaits tienen sus puntos positivos y negativos que vale la pena considerar si te planteas usar esta estrategia, y a continuación las consideraremos:

Ventajas

Comencemos con las ventajas, que vaya que las hay: 

Aumento en el CTR

La tasa o porcentaje de clics incrementa rápidamente, lo cual es muy positivo en las estrategias de marketing.

Mejora el SEO

Al tener mayor tráfico, los motores de búsqueda mejoran la posición SEO de un contenido para que aparezca en los primeros lugares.

Viraliza un contenido

Es más probable que los usuarios compartan un contenido sensacionalista que uno que no lo sea.

Es multiplataforma

Como vimos, el clickbait se puede usar con éxito en cualquier plataforma web y de social media, incluso, para el email marketing.

Ayuda a la indexación 

Cuando un contenido recibe muchas visitas, Google prioriza su rastreo para que aparezca en la SERP lo antes posible.

Desventajas

Ahora, consideremos los puntos negativos del clickbait con los que debes tener cuidado: 

Genera descontento

Los usuarios se sientes defraudados y no quieren volver a entrar en la fuente de la información. Algunos van más allá y dejan reseñas negativas o hasta denuncian el contenido si es posible.

Incrementa la tasa de rebote

Como ya mencionamos, los usuarios decepcionados no duran lo suficiente en el portal para contarlo como tráfico positivo.

No garantiza la permanencia

Cuando se usa clickbait, aunque el contenido sea de calidad, eso no garantiza que el usuario se quede si este no responde a sus expectativas. Tu Dwell Time está en juego.

Conlleva a penalizaciones

Además de perder posiciones, si la plataforma confirma la táctica de clickbait, puede haber penalizaciones más serias para el portal.

Afecta negativamente a la marca

Si se usa esta táctica dentro del branding, es muy probable que los usuarios se desvinculen de la marca porque se sienten decepcionados por los engaños.

Ejemplos de clickbait

Veamos 2 ejemplos de clickbait para que los identifiques más fácilmente:

Ejemplo de clickbait

En esta primera imagen podemos ver dos titulares cebo que posicionan en los resultados 1 y 2.

En ninguno de los dos se alcanza a leer todo el título, una estrategia para generar expectativa.

Pero al entrar en ambos puedes notar que solo es publicidad y texto extenso que da vueltas a la historia y ni siquiera tienen fotos reales de los acontecimientos.

La experiencia de usuario es nefasta.

Ejemplo de clickbaiting

Este ejemplo viene de Facebook, un video que apela al morbo con una imagen que genera mucho interés por lo que pasó con el rostro de una mujer.

Este es un ejemplo de clickbait bien usado, con un título que llama la atención, genera curiosidad y sí cuenta la historia real de la mujer y lo que pasó con su rostro.

¿Cómo hacer clickbait del bueno?

A pesar de que se suele usar de mala manera, esta técnica sí puede aprovecharse bien, tanto para el usuario como para la marca. 

Puedes seguir estas buenas prácticas para hacer clickbait del bueno:

1. Diseña un buen título

Los encabezados o títulos son lo que harán que un usuario quiera entrar a ver el contenido, así que si usas una oración demasiado exagerada puedes llamar la atención de los usuarios de forma positiva. 

Hay varias cosas que puedes hacer para que tus títulos sean un buen cebo de clics, por ejemplo:

  • Usa pocas palabras, así se podrá ver todo el texto sin perder ni una letra. Si crees que no le darás el valor suficiente a un tema por unirlo con otros en un solo título, lo mejor es hacer otro post.
  • Usa las fechas, si tu tema se trata sobre tendencias, puedes incluir las fechas para que el usuario sepa que la información está “recién salida del horno”.
  • Emplea las listas, así el visitante se sentirá motivado a entrar porque sabe que hay buena cantidad de contenido.
  • Plantea preguntas. Con esto se generará la necesidad de querer saber de qué se trata.
  • Usa plantillas para mantener una buena estructura y obligarte a seguir un límite.
  • Apela a las emociones, pero sin jugar con los temas sensibles, más bien, genera una agradable expectativa y demuestra empatía. 
  • Y, por supuesto, no te olvides del SEO. Crea un buen title que persuada y posicione, y aderézalo con una buena metadescripción.

2. Haz una buena relación título-contenido

Si tu título es sobre los cortes de pelo para perros que están de moda, entonces habla de cortes de pelo para perros que están de moda.

No decepciones al usuario con contenido descontextualizado, es decir, sacado de su contexto, solo con el pretexto de meter información.

Tampoco uses la ambigüedad en la redacción, así solo harás sentir confundido al usuario.

En este sentido, el SEO copywriting será tu aliado para ofrecer contenido de valor y así, dar respuesta a la intención de búsqueda de tus usuarios.

3. Proporciona la cantidad correcta de información

Recuerda que la calidad es mejor que la cantidad, así que tampoco te preocupes demasiado por hacer un post muy extenso, si no hay más que decir.

Pero si el usuario de tu tema está acostumbrado a mucho texto, entonces extiéndete, siempre con información real y de valor.

Apuesta por una estrategia de contenidos de calidad.

4. Ofrece actualizaciones del tema

Si surge un avance o hay un cambio en el tema que trataste, puedes también publicar la nueva información con un título bien creado (con las sugerencias de arriba).

Por ejemplo, si tu post es sobre cómo decorar una fiesta, entonces puedes hacer una entrada con las tendencias del año en curso. 

Esto te da la oportunidad de usar un título llamativo, pero como tu audiencia ya sabe que has hablado al respecto, entenderá que ahora tienes información nueva que vale la pena.

5. Facilita compartir el contenido

Una vez publiques tu tema, agrega opciones para compartirlo en redes sociales y otras plataformas, así como en las aplicaciones.

De esta manera, tu contenido se hará viral con un buen clickbait, que incluso provendrá de la recomendación de tu audiencia.

Conclusión 

El clickbait se ha usado por muchos años de mala manera, pero sí es posible sacarle provecho si se usan buenas prácticas.

Recuerda que publicas para personas, en lo que escribes se transmiten las emociones que sientes al hacerlo y los usuarios lo pueden percibir.

Si lo usas bien, no solo tendrás más clics, sino que tus conversiones crecerán y tu marca mejorará en muchos sentidos, SEO incluido.

¿Has aplicado el clickbait alguna vez? ¿Cuáles han sido tus resultados? 

Comparte tu experiencia con nuestra comunidad

Suscribete a nuestro Blog

Suscríbete a nuestros boletines y resúmenes para recibir noticias, artículos de expertos y consejos de SEO en tu bandeja de entrada.

¡Gracias!
¡Te has suscrito con éxito a nuestro blog!
Revisa tu bandeja para confirmar la suscripción.
Publicar
Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *